Classical Music

El viernes pasado estuve en un concierto. El hecho no tendría mayor relevancia si no fuera porque era de música clásica y hacía años que no iba a uno. El volver a ver un concierto de este calibre en directo, me hizo retroceder en el tiempo y recordar que una vez yo fui (salvando las distancias) uno de esos músicos. Volví a mis años de Conservatorio.
Creo que nunca he hablado de esto aquí y poca gente que me conozca personalmente lo sabe. No es una etapa de la que me arrepienta, pero tampoco de la que me guste alardear. Fueron cuatro años que me marcaron, para bien o para mal.

Desde que tengo uso de razón he escuchado música de todo tipo. A mis padres también les encanta (en especial a mi padre) y siempre me compraban algún cd cuando era mi cumpleaños o por Navidad. Iba con los "cascos " a todas partes. También dí clases de solfeo y años después me presenté a la prueba de acceso del conservatorio. No me cogieron para el instrumento que yo quería puesto que se cubrieron todas las plazas, pero sí me aceptaban para el fagot, instrumento que se añadía ese año al Conservatorio de mi ciudad. Mis padres me animaron y me dijeron, que, aunque no era el que me interesaba tocar, bien merecía la oportunidad de aprender música en condiciones. Les hice caso y seguí su consejo.

Como decía, no me arrepie
nto de haberlo hecho, hubo momentos que recuerdo con mucha nostalgia, pero también fueron años muy duros, principalmente porque me pilló en muy mala época (es decir, en plena edad del pavo). Mención a parte la tienen ciertas clases a las que yo recuerdo ir temblando y ver salir a la gente llorando de lo exigentes que podían ser con nosotros, que aún éramos unos críos. Sin embargo, con el instrumento no tuve tantos problemas, de hecho mi profesor me animó a continuar con el Grado Medio, pero no me decidí a dar el paso... Me sentía algo desaminada: No había estudiado el instrumento que siempre me había gustado y el nivel de exigencia era demasiado alto para un Grado Elemental. Supongo que no me encontraba preparada para tanta presión.

Soy una música frustrada, pero siempre me quedarán los conciertos...



"A Classical Sound" by torchdesigns
(devianART)





PD: Aprovecho este post para desearos feliz salida y entrada de año. Que el 2008 venga cargadito de sorpresas (de las buenas)... ¡Y os traiga mucha felicidad!


Una imagen...

Os dejo aquí un enlace de la que, en mi opinión es la mejor escena de amor de los últimos tiempos (que no de todos los tiempos). Sé que soy una ilusa y una soñadora, pero me gusta creer que estas cosas existen y dan un poco de sentido a la vida en este mundo tan loco...

Pincha la foto y juzga tú mism@:






Me pongo meláncolica en estas fechas...

¡Feliz Navidad a tod@s!



Ðũļċe Ŀōςϋra


Cuando quiso darse cuenta, era otra vez otoño

Cuando quiso darse cuenta, era otra vez otoño y las hojas volvían a caer de los árboles. Siempre le gustó esta época de año, de hecho era su favorita: Ver los caminos cubiertos con una manta multicolor la llenaba de vida. Rojo, amarillo, marrón... Para ella el otoño no era signo de decadencia, sino de ilusiones y renovación.
Sin embargo, aquel no era el momento de pensamientos idílicos. Estaba allí con un objetivo muy concreto. Caminaba por el sendero del bosque con paso firme, sin miedo, aunque en su interior se mantenía alerta permanentemente. Sus pisadas resonaban en silencio, y, aunque había luz de sobra, no podía evitar sentirse sobrecogida por la quietud del lugar. Era una lástima no poder disfrutar del paisaje, ver como el sol se colaba entre las ramas de los árboles a medio desnudar... Pero al fin y al cabo era su trabajo, y debía concentrarse.



Casi las nueve de la mañana. Parada del autobús de las afueras de un pueblo cualquiera de montaña. Cuando llegó allí no observó nada fuera de lo normal. Apenas nadie por la calle a esas horas. No llevaba micro para no levantar sospechas, pero sí pistola. No era partidaria de usarla, pero por si acaso la cosa se ponía fea, la ocultaba en un costado bajo su abrigo... Oyó el motor de un coche que se acercaba. Eran las nueve en punto. El Renault Clío azul se detuvo a escasos metros de ella sin apagar el motor. Montó. Sabía de sobra quienes eran los ocupantes del vehículo.


Los dos terroristas más buscados por la policía la saludaron con un apenas perceptible movimiento de cabeza. Prosiguieron su camino sin dirigirse la palabra.


Años de intenso estudio, seguimiento, muchas noches de vigilia, y sufrimiento... El suyo era un trabajo muy peligroso, pero sabía que tarde o temprano tanto esfuerzo daría sus frutos. Había conseguido infiltrarse en la organización sin levantar sospechas, aparentemente se convirtió en uno de ellos, y así fue como conoció la idea del atentado. Afortunadamente todo estaba a punto de terminar, al llegar al punto concreto, sus compañeros estarían esperándola, les pillarían por sorpresa y al fin los detendrían.


De repente se sobresaltó. Habían girado en una intersección, cuando el camino que debían seguir era todo recto. Apenas llevaban media hora de recorrido.



-¿A dónde vamos?- preguntó intentando parecer tranquila.
-A echar gasolina. -contestó con voz seca el que conducía.



No le gustaba. Respiró hondo, no debía perder los nervios... Aquello iba mal. Por esa zona no había ninguna gasolinera. ¿Qué podía hacer? Si al menos hubiese llevado el micro para comunicarse con la central...

Otro volantazo. Un claro en el bosque. El coche se detuvo bruscamente. La sacaron a empujones.
Intentó mantener la calma. Pero era imposible. La habían descubierto y ahora iban a matarla.

-¿Qué te creías?, ¿Qué ibas a venir con nosotros "de Fallas"? -dijo el conductor, el más fornido -¿Pensábaís que no nos íbamos a dar cuenta, que no sabíamos quién eras?
-Jejejeje -rio el otro, delgado y bajito.


Silencio.

- ¿No vas a decir nada, zorra?


Les sostuvo la mirada. No iba a darles el gusto de que la vieran temblar de miedo.


- Abre atrás- dijo al enclenque- Vamos a enseñarla su regalo.

La socarronería con la que dijo aquello le hizo prepararse para lo peor. Cuando abrió el maletero, no pudo creer lo que vio. Allí estaba amordazado, Roberto. Polícia también, compañero de trabajo y además, amante. La ropas rasgadas y un reguero de sangre cubría la lona. Empezó a temblar...


- Ahora te toca a tí.


Se puso de rodillas de espaldas a ellos. Las hojas marrones del olmo crujieron al apoyarse, hicieron que sintiera menos el frío del suelo.


-
Tú y todos los tuyos tenéis los días contados. Nosotros somos el futuro... Jamás podréis pillarnos, ¿me oyes?


Disimuladamente, agarró la pistola. Contó mentalmente hasta tres. Se giró.



Dos tiros sonaron al unísono. Dos personas caían al suelo y una tercera huía.





En memoria de Raúl Centeno y Fernando Trapero.
¿Hasta cuándo vamos a seguir así?
¡Basta ya!




Ðũļċe Ŀōςϋra




Para más y mejores Historias... El Cuentacuentos









Sweet Babboo

Al mal tiempo, buena cara... Aquí os dejo una viñeta para que sonríais un poco a este día tan gris
;)





¡Feliz fin de semana!



About Writing

Intentar comprender a una persona por lo que escribe es bastante más complicado de lo que parece. Me explico: Puedo hablar de lo que quiera, supuestamente no hay límites aquí; pero ciertamente hay muchas cosas que callo. A veces por intimidad, otras respeto, y algunas (las que menos) porque sí y punto. No me malinterpres, no me gusta autocensurarme, simplemente creo que hay cosas que es mejor no contar.

Es, como mirar una foto... Puedes inventarte infi
nidad de historias sobre lo que crees ver en esa imagen, pero la verdad permanece oculta, bajo la mirada de los ojos que te observan a través del tiempo. Nada es lo que parece y las apariencias pueden engañar. Como un Iceberg, puedes ver una pequeña parte. Pero el resto permanecerá oculto bajo el agua...








Ðũļċe Ŀōςϋra



Noches en Besalú

Besalú es un lugar incierto, a medio camino entre la duda y el surrealismo. Uno no tiene muy claro donde está exactamente, pero sabe a ciencia cierta cuándo ha llegado. Quizá no era lo que te esperabas, o como habías imaginado, pero seguro que no te defraudará.


Por eso tú, que me acompañaste en mi primer viaje, que nos separamos por la distancia y después la hicimos más corta para luego, volver a distanciarnos y
nuevamente encontrarnos. Sólo para tí van dedicadas estas letras. Porque siempre has estado ahí, porque lo nuestro es una historia peculiar.

Ahora que parece que el destino nos ofrece una nueva oportunidad, no quiero desaprovecharla. Hay qué ver la de vueltas que da la vida.


Recuerda nuestras noches en Besalú. Porque si quieres, podemos volver allí algún día...




Ðũļċe Ŀōςϋra





Polstergeist

Aunque no lo creáis, los días nublados tienen su encanto. El problema viene cuando la temperatura no supera los 10º, una es friolera y el tren se retrasa más de 20 minutos...

¡Ahí llega! ¡Ahhhh! ¡Qué calorcito! Menos mal que tengo el mp3. ¡Uy! Se acabó la pila. Voy a poner una nueva...



- Muy buenos días, ¿está ocupado?
-No

[...]

-Anda que no ha venido tarde el tren, ¿eh?
- Sí, la verdad que sí...

[...]

-¿Eres estudiante?
- ¿Perdón?
-Que si estudias.
- Emm... Sí

Este abuelillo, ¿no se dará cuenta de que estoy escuchando música?

- ¿Y qué estudias?
- Filología Inglesa

¡Toma!

-
Yo soy ingeniero, bueno era, porque ya estoy jubilado. Estudié en Estados Unidos y cuando terminé me dieron una beca para analizar las Ondas Electromagnéticas...
- Ammmm...
-Y después enseñamos Coreano a los marines mientras dormían. A través de las Ondas, ¿sabes?.
- ¬¬'

¡Mierda! ¿Y ahora esto por qué no suena? Puñetero cable... Hoy no es mi día.

- ...Un verano nos llevaron con unas tribus de Indios Americanos, de los auténticos, chavala, no como los que salen ahora en la tele. Nos enseñaron a desarollar nuesta parte paranormal y a hacer telepatía. Yo practico telepatía...

Entonces no sé porqué no capta mi pensamiento y mis indirectas de ¡Cállese, por favor!

-A mí hijo, que también es ingeniero forestal, le enseñé por telepatía un par de carreras más. Ahora estoy interesado en la medicina...

-¡Uy! Mi parada. Bueno... ¡Adiós!




-Basado en hechos reales-

(Todo parecido con la Ciencia Ficción es mera coincidencia)


Amar es combatir

Amar es combatir,
si dos se besan, el mundo cambia,

encarnan los deseos,
el pensamiento encarna,
brotan alas en las espaldas del esclavo,
el mundo es real y tanglible,
el vino es vino,
el pan vuelve a saber, el agua es agua.

Amar es combatir, es abrir puertas,
dejar de ser fantasmas con un número
a perpetua cadena condenado
por un amo sin rostro;
el mundo cambia
si dos se miran y se reconocen
amar es desnudarse de los nombres...


"Piedra de Sol"
Octavio Paz





23

Veintitrés es un número importante y extraño. No es como diecinueve o veinte. Se acerca más al veinticinco. Se muere uno de los patitos y viene la culebrilla en sustitución...

Tu madre no te tira de las orejas porque dice que ya son muchos años, y tu padre no te regala nada porque "ya te lo compras tú".
Alguien será el primero en felicitarte, también habrá quien te felicite al día siguiente y de quien no te esperes felicitación (y te sorprenda gratamente). Otros se olvidarán y los de siempre no te defraudarán. Las cosas cambian, tú cambias, pero nunca pierdes la ilusión.

Sí, hoy es mi cumpleaños... ;)





PD: Os dejo una tira de Snoopy... ¡Me encanta!


Miedo

Tengo miedo. Miedo de no hacer bien las cosas, miedo a decir lo que realmente pienso. Miedo de quedar mal, miedo de equivocarme y reconocer que no soy perfecta. Miedo a hacerme mayor y a las responsabilidades. Miedo a conocerme a mí misma (porque puede que haya cosas en mí que no me gusten), miedo a dejar de ser como soy. Miedo de perder la esperanza, miedo a no saber ser feliz.

Tengo miedo de arrepentirme de algo que no hice. Miedo a reconocer que quiero hacerlo. Miedo a la incertidumbre y a saber que quizá no pueda ser. Miedo a perder la única oportunidad de estar a tu lado. Miedo de volverte a ver y enamorarme de tí (aunque quizá ya lo esté). Miedo de encontrarte solamente en mis sueños...




Hope by *frixin
(devianART)


¿De qué tenéis miedo vosotr@s?

Rainy Days

La mayoría de la gente se entristece con los días de lluvia: Bajan la temperaturas, las luminosidad disminuye, apetece menos salir de casa... He de decir que no es mi caso, a mí me gusta la lluvia, y más en esta época del año. Adoro el otoño porque para mí significa cambio, renovarse, nuevos proyectos... Y si a esto le añadimos unas gotitas de lluvia, le daremos un toque melancólico.

Como anécdota, me gustaría contaros varios momentos en mi vida que han estado marcados por la lluvia:


1) 7 de Octubre de 1993. 18h.
Llamada de mi tío: Ya ha nacido...
¿Y cómo es? pregunto yo.
Muy pequeñita, responde él.

Con casi nueve años, salté de alegría... Acababa de nacer mi primera primita. Mi madre cogió el coche y nos fuimos al hospital a verla. Con tanta agua y yo no veía el momento de llegar, ¡estaba tan nerviosa! Creo que esa fue la primera vez que era consciente de lo que era un chaparrón en condiciones. Pero cuando llegamos allí estaba ella, pequeña, sonrojada, morenita... Era mi primita, mi enana.


2) 23 de Junio de 2005. 21h. Madrid.
Un calor asfixiante, sudor por todas partes y los nervios a flor de piel. Así recuerdo mi Graduación. Fue al aire libre. Dentro de lo que cabe tuvimos suerte de acabar la ceremonia "secos", porque cuando nos acercamos a tomar el "canapiés" que nos tenía preparado la Universidad, comenzó a caer una buena tormenta. Entre el barullo y los truenos acabé perdiendo a mis padres entre el gentío, con los que me encontré más de media hora después... Por cierto, nos quedamos sin cenar.

3)
Septiembre de 2006. 9:30h. En algún lugar de la carretera.
A las 8:55 recibo una llamada. Las órdenes son claras y contu
ndentes: Tengo que estar en "Pueblo X" antes de las 10, debo buscarme la vida cuando llegue porque la otra empleada no está. Aún con la legaña en el ojo arranco el coche, salgo a la autovía y... ¡Sí! Lluvia! El primer gran chaparrón del otoño. Sola en el coche lloré, maldije e insulté a la Administración por ser tan cruel y no entender que vivo a más de una hora del pueblo en cuestión. Pero al final llegué. Tarde, pero sana y salva. Y me pagaron muy bien, todo hay que decirlo ;)

4) 3 de Octubre de 2007. En otro lugar de la carretera.

Por mucho que planees algo, siempre acaban sucediendo cosas que hacen replantearte tu vida. Y ahí me encontraba yo. En un cruce, intentando decidir el camino a elegir. Valorando pros y contras... Ahora la elección está hecha y la lluvia, inseparable compañera me acompaña en mi decisión.



Cambios de dirección, elecciones, nuevas etapas, regresos y comienzos. Eso es para mí la lluvia.




Y a vosotr@s, ¿os gusta la lluvia?









BSO de Mi Vida: Hoy me iré

15: Hoy me iré (El sueño de Morfeo)


Por mucho que planifiquemos nuestra existencia, la verdad es que no hay nada escrito, nada permanece inalterable en este caos organizado que es el Universo. Y curiosamente, nosotros nos dedicamos a hacer planes continuamente, sin pararnos a pensar que quizá el destino nos tiene guardado un as en la manga para cuando menos lo esperamos...


Hay veces que, por mucho que te empeñes las mejores cosas suceden cuando menos te lo esperas.
No tengo miedo a la incertidumbre, pero sí a no poder ser capaz de dirigir bien mi vida, o de fracasar. Si lo pienso mucho, pierdo la oportunidad, y si me lanzo tal vez me equivoque... Pero las oportunidades están para aprovecharlas, ¿verdad?.

Si lo pienso demasiado, quizá pierda este tren...



Ir y venir. No sé lo que quiero. No saber nada, pero sí lo que no deseo. Una contradicción con patas. Eso es lo que soy.



Quizá venga mañana, o nunca, no lo sé...




Para vosotr@s, una canción que no elegí, si no que me eligió ella a mí.







Quiero que mi vida...

Quiero que mi vida sea de ésas que se inmortalizan en un libro, o en una película (quién no ha soñado alguna vez con ello). Pero creo que si fuese un libro, no sería un bestseller o, si fuese un filme, no sería de grandes efectos especiales, no. Si tuviese que escribir sobre mi vida, ésta sería la unión de muchas historias de la vida cotidina, de los "pequeños milagros diarios", como a mí me gusta llamarlo. Quizá no haya hecho nada para cambiar el mundo, pero todos tenemos algo que contar, algo que nos gustaría dejar para la posteridad, para que cuando nuestro cuerpo se haya convertido en mil partículas volátiles, alguien nos recuerde. Es por ello que las palabras son una manera de hacernos eternos, de no caer en el olvido.

Me gustaría que en el libro de mi vida se hablase tanto de aciertos como de mis fallos y mis errores.
De mis virtudes y mis defectos, de mis alegrías y mis penas, de mis manías y mis gustos. En resumen, de mi condición de humano y por tanto, de la imperfección que eso conlleva.

Que amé con locura, que alguna vez me amaron. Que me rompieron el corazón en más de una ocasión, que hice mil y una locuras por amor. Que todavía tengo espinitas clavadas y probablemente nunca me desprenda de ellas.
Que si no vuelve, nunca fue tuyo, y que si vuelve, es tuyo para siempre.

De lo que pudo y no pudo ser. De porqué te marchaste. De las cosas que nunca te dije y de que nunca te olvidaré. De si alguna vez piensas en mí. De si retrocediese en el tiempo, haría las cosas de otra manera y nos daríamos otra oportunidad.

Que así es la vida, con su cara y su cruz.










Más y mejores historias en... Cuentacuentos





Dedicado a Tamaruca, ella sabe porqué.

Do You Want To...


Play with Me?

...








(You have the Answer)


You play I by *Fikiade
(devianART)


Esta soy yo (II)

Siempre he creído en el amor, no soporto discutir, mis padres me inculcaron importante valores, ya sé cocinar, soy una persona trabajadora, me asustan las tormentas, una sonrisa me alegra el día, deseo volver a Italia algún día, me he vuelto a enamorar, siempre acabo llorando con El diario de Noah, creo que el éxito está en la sencillez, adoro a la gente con sentido del humor, odio a los soberbios, me cuesta adaptarme a los cambios, tengo el pelo liso, me encanta ir de compras, a veces tengo muy mal genio, no me gustan los lunes, soy "adicta" a internet, echo de menos la vida universitaria, no me gustan las pelis de miedo, a veces sueño con un reencuentro, soy bastante impaciente, me encanta que me hagan reir, solía escribir en un diario, me siento bien haciendo ejercicio, soy sincera (por lo menos lo intento), aunque también soy algo ingenua, me gusta ir al cine, me atraen los nombres raros, de vez en cuando hago alguna locura, adoro los viernes y los besos...









Si ya lo dicen...

Ten cuidado con lo que deseas,

podrías conseguirlo




1000 Deseos by *complejo
(devianART)

Combat Chess

Dicen que la vida es como el ajedrez, que quien no asume riesgos nunca ganará una partida.

Pero me temo que contigo la batalla está perdida. Que yo dejo de ser la Reina multidireccional para ser un simple Peón sumiso o una Torre de una sola dirección
Y tú, el Caballo, saltando de una en una, de tres en tres...

Y si sé que la batalla tiene mal final, ¿porque no dejo de pensar en tí? Creo que me apetece jugar... Porque hace mucho que no juego.





neverendingchess by ~IAOSGD
(devianART)



Regreso


Como un navío extraviado
surcaba mi alma soñadora.
Mi corazón inquieto henchía todas las velas,
y en el inmenso azul implacable
hallé aquel paraíso soñado.


[...]



Vuelta a la cruda realidad...


Me váis a perdonar...

Pero me voy de vacaciones

...





















Que también me lo merezco ;)


¡Nos vemos a la vuelta!

BSO de Mi Vida: My Happy Ending

14. My Happy Ending (Avril Lavigne)


Toda banda sonora que se precie, tiene que tener alguna canción de despecho... La mía tiene unas cuantas, porque, como ya he dicho en alguna ocasión, tengo un "máster" en desengaños amorosos. No me siento orgullosa de ello, pero tampoco me arrepiento; simplemente son cosas de la vida, etapas que hay que afrontar para poder madurar.

Elegí My Happy Ending, porque fue la primera canción con la que me sentí identificada al 100% en el tema de desamores. Jamás había escuchado nada antes
que plasmara todo lo que pensaba cuando una relación llegaba a su fin, era casi como si hubieran leído dentro de mí. La rabia, el dolor por la traición, el odio y, el rencor se entremezclan entre sus versos para dar lugar a una canción agria (pero real como la vida misma), con una letra desgarradora.



Porque el amor es así, a veces se gana y otras se pierde. A veces no hay rosas rojas ni promesas eternas. Porque, a todos nos han roto el corazón alguna vez...



You were everything, everything that I wanted
We were meant to be, supposed to be, but we lost it
And all of the memories, so close to me, just fade away
All this time you were pretending So much for my happy ending

....



PD: Os dejo en enlace del videoclip y de la canción ;)







La Princesa de las Llanuras


Había una vez una Princesita muy linda que había nacido en una tierra de Llanuras . A pesar de que tenía todo cuanto deseaba y tenía el cariño de cuantos la rodeaban, la princesa no era feliz, ya que ansiaba ir al Norte. Deseaba ver montañas...

Quisiera el destino que un día, esta bella doncella conociese a una Princesa del Norte con la que rápidamente hizo amistad. Horas y horas se pasaron hablando de las tierras altas, de cómo era la vida en aquella Comarca. Mientras escuchaba los relatos de la muchacha norteña, nuestra Princesita soñadora se deleitaba imaginando que su vista se perdía en un horizonte lleno de montañas bajo un cielo azul.

Pero desgraciadamente llegó el día en que las muchachas tuvieron que separarse. Fue un momento muy triste cuando cada una subía a su carroza rumbo a su Corte, pero la amistad entre estas dos Damas continuó y, ambas siguieron manteniendo el contacto escribiéndose cartas regularmente con promesas de un futuro reencuentro.

Pasó el tiempo, y la Princesita se sentía cada vez más sola en su Palacio. Aunque tenía el amor de sus padres, los Reyes, sentía que necesitaba salir y conocer mundo. Debía madurar. Así se lo comunicó al su padre. Tras largos días de debate en la Corte (al fin y al cabo era su única hija, la heredera del reino), finalmente se permitió la emancipación de la bella dama. Por supuesto que le resultó difícil la partida, pero algo en su corazón le decía que todo iba a ir bien en su nuevo Palacio....



Como habréis imaginado, la princesita viajó hacia el Norte. A aquel lugar donde las montañas se funden con el horizonte, a aquel lugar froterizo donde podría comenzar una nueva vida con ayuda de su amiga, la Princesa de las Montañas.


Aún no sabe cuanto tiempo permanecerá allí, pero lo que sí sabe es que es un auténtico placer asomarse a la ventana de su dormitorio y poder divisar las colinas...









* Inciso: ¡Ya funciona internet! Al parecer era un problema con el cortafuegos

Somenthing Has Changed

Disculpad las molestias... Pero últimamente ando bastante ocupada y no tengo tanto tiempo para dedicaros como me gustaría.

Por eso tengo este blog algo abandonado.


Pero volveré pronto, lo prometo.



Butterfly_by_Genetrix205




Muchos cambios en muy poco tiempo.
Afortunadamente todos buenos...


Bajo la Lluvia

18 Junio 2007

Quizá lo que voy a decir suene a tópico, pero qué cierto es eso de que el tiempo pasa volando. Dos años pueden ser demasiado, o quizá muy poco. Aquí sí hay diferentes varas de medir. En dos años pueden pasar muchas cosas... En dos años la vida puede dar un giro de 360º.

Y aprendí... Aprendí que aunque dos sean del mismo lugar, no quiere decir que sean iguales; también aprendí que de toda experiencia negativa se puede sacar siempre algo bueno; y que el que quiere, puede; que todo esfuerzo conlleva al éxito. Aprendí a ser mejor persona. Y una buena fisio.


Ahora que estoy sola lloro todo lo que no lloré anoche. Yo soy así, no me gustan las despedidas y me guardo las cosas. Sí, son lágrimas de tristeza por haber terminado otra etapa más de mi vida, pero también de alegría por los grandes recuerdos (y amistades) que me llevo de esta experiencia tan enriquecedora, tanto profesional, como personal. No, no hay que ser tremendista, porque tengo la certeza de que a más de uno os veré en el camino.

Todo en esta vida son etapas, ciclos. Lo que comienza algún día ha de acabar. Gracias a todos por estos dos años, os guardo en un rinconcito muy especial de mi corazón.


La lluvia borra mis pasos, pero a vosotros no os borraré jamás de mi mente...





*No estés triste, porque nos vamos a volver a ver. Sabes que me tienes aquí para lo que necesites. Un beso y hasta prontín :D *








PD: Perdonad por la "ñoñería" de entrada, pero no todos los días se termina un Máster ;)

El gatito correteó...

El gatito correteó juguetón entre sus piernas. No es que le hiciera demasiada gracia reconocerlo, pero le había cogido cariño al felino. Su pelo no era precisamente suave, pero había algo en su mirada que le hacía único en su especie, sus ojos transmitían cariño, ternura; y a la vez daban sensación de vulnerabilidad, reclamaban protección.

Le había encontrado en la calle una noche de regreso a casa, después de un día duro de trabajo. Cuando estaba abriendo la puerta del portal oyó un ruido, un gemido de angustia no muy lejano. Sin quererlo buscó el origen de ese quejido y lo encontró refugiándose de los ajetreados transeúntes debajo de un coche. Sin pensarlo lo cogió con sumo cuidado, como si fuese de cristal y lo subió a casa.

De eso hacía ya un mes. Y no podía quejarse, porque ahora que vivía sola se echaba en falta la presencia de otra persona en su casa, y el gato le hacía compañía. Le esperaba en el hall cuando llegaba de trabajar, maullaba suavemente cuando tenía hambre, se acurrucaba en su regazo cuando se sentaba en el sofá a leer el periódico o se colocaba a sus pies cuando llegaba la hora de descansar.

Si es que podía. Porque últimamente no tenía tiempo ni de dormir. El stress del trabajo se estaba volviendo cada vez más insoportable, y deseaba que todo terminara pronto, porque si no iba a pedir unas vacaciones por adelantado. Ser criminóloga no era fácil. Y últimamente la racha no era demasiado buena, ya que llevaba algo más de un año trabajando en unos asesinatos que al parecer, estaban relacionados entre sí.



La primera víctima apareció muerta en la bañera de su casa, con una serie de cortes en las muñecas y brazos. Lo cual sugirió en un primer momento, un posible suicidio. Pero cuatro meses meses después, apareció una segunda, tumbada en la cama, también con heridas que esta vez se extendieron a piernas y pies. Y la tercera, apenas dos meses después, sobre el suelo de la cocina, con las mismas inquietantes heridas (esta vez por el tronco).

Después de esto se descartató el suicidio, puesto que el examen forense determinó que la causa de la muerte de las tres víctimas había sido la asfixia.

Pero los datos seguían siendo confusos.

Las tres mostraban signos de haber sido violadas en repetidas ocasiones. Análisis posteriores detectaron restos de un somnífero muy potente en su sangre, y las heridas que presentaban eran postmorten.
Por otro lado, las víctimas no tenían conexión alguna, excepto que las tres eran mujeres jóvenes. Ni la edad, ni la raza, ni el trabajo, ni las amistades las relacionaba.

Aún conscientes de que no había nada claro, se estableció un posible perfil de asesino: Varón, de entre 25-40 años, probablemente una persona abierta, culta, inteligente, meticulosa y con don de gentes. Pero aún no se conocía la relación de éste con las víctimas, ni el móvil. Quizá era un sádico que solo mataba por placer, o puede que un pobre loco con esquizofrenia que no era consciente de sus actos...


Lo más extraño de todo era que, a pesar de que hicieron análisis exahustivos en el escenario del crimen y alrededores, no se encontraron
fibras ni pelos de ningún tipo. Ni siquiera una sola huella dactilar. Nada de nada. Todo estaba limpio y esterilizado con una pulcritud de quirófano.

Nadie podía ser tan perfecto.




Alli estaba ella, sentaba en el salón. Aunque hoy había salido antes de trabajar, seguía dando vueltas al asunto. El caso le estaba sacando de sus casillas. Era como si cada vez que hubiera un asesinato volviesen a empezar de cero. El stress estaba haciendo mella en su grupo de trabajo. Realmente desesperante. Miraba las fotos de las víctimas y de los escenarios una y otra vez. Sus pensamientos daban vueltas en círculos y se preguntaba: ¿Qué se nos escapa?


El gatito seguía enredado entre sus piernas jugando con la pelota. Ahora estaba lloviendo, pero eso no la distrajo. De pronto sonó el timbre y la despertó. Los ojos del gato se dilataron y salió corriendo hacia la puerta.

Se levantó perezosamente del sofá y se acercó a la entrada. Abrió con cautela. Un hombre guapo y calado hasta los huesos esperaba.

-Perdona -dijo con una cálida sonrisa- Creo que encontraste a mi gato.








Ðũļċe Ŀōςϋra




Más y mejores historias en El Cuentacuentos



BSO de Mi Vida: Eres Mi Religión

13. Eres mi religión (Maná)


He de confesar, que cada vez me cuesta más seguir con la BSO de Mi Vida, puesto que según pasa el tiempo me parece más difícil elegir la siguiente canción. Continuamente modifico la lista, porque hay canciones que en un momento determinado sí me parecen relevantes en mi vida y otras veces no. Es complicadillo, y a aquel que no le parezca, le reto a hacer una BSO de Su vida :P. Sigamos, porque me lío, me lío y no puede ser...

Aunque soy una persona romántica, no me suelen gustar las canciones de amor. Me gustan con más ritmo, ya ves tú que rara soy.

Eres mi religión, venía incluída en el cd de Maná Revolución de Amor (para mí, el mejor disco de este grupo), publicado en el año 2002. Sin quererlo, tiendo a asociarla con una persona que me rescató del abismo en el que me encontré una vez (pero eso ya es otra historia que no viene al cuento). Recuerdos y fantasmas aparte, para mí
esta canción no es una simple canción de amor, es casi como un himno. Representa muchas cosas, entre ellas mi ideal de lo que es encontrar a "alguien" en este mundo, el poder ser consciente de ese momento tan mágico y especial. El mensaje que transmite su letra me llegó muy hondo: Ir caminando perdido, sin rumbo, y, de repente, una persona se cruza con nosotros y nos cambia la vida, para siempre (por supuesto, para mejor)...


Sí, lo sé, soy una ilusa. Pero, ¿qué queréis? De ilusiones también se vive ;)








Iba volando sobre el mar con las alas rotas
[...]


Apareciste en mi vida y me curaste las heridas
[...]

Apareciste con tu luz
[...]


Vivía sin sentido, pero llegaste tú...



Dulce Locura





Sin Comentarios

Llevo toda la semana dando vueltas a un asunto que me tenía intrigada, y al final se ha resuelto como me imaginé en un principio: El "amigo" resultó no ser tal (ni tan) amigo.

Estas cosas ocurren a diario, así que debo admitir que no me pilla de sorpresa; de hecho, lo que ha sucedido es lo más lógico que podía pasar. (Eso no quiere decir que no duela).

Sí, vale, las cosas cambian, la gente cambia, todos cambiamos. Y yo la primera. Por eso a estas alturas de mi vida no tengo ni ganas ni intención ninguna de ir tergiversando asuntos que ni me van ni me vienen, porque quienes me conocen saben que no es mi estilo. Tampoco voy a dar explicaciones de mi vida porque tengo la conciencia bien tranquila.


No tengo nada más que decir.






PD: Cada día me doy más cuenta de que mis amig@s los cuento con los dedos de la mano. Con los de una mano.








Ðũļċe Ŀōςϋra




Sueños

Con la de tiempo que ha pasado, me parece curioso que aún siga soñando que voy a tu ciudad a verte.
(Como aquel lluvioso fin de semana en el que detuvimos el tiempo)



abrilenlaplaya by ~mapamundi~
(devianART)





En tal caso debería soñar que voy a ver a otro.

¡Jijijijijijiji!







PD: Esta vez, los pies no son míos ;)





Pure Intuition


Lo peor que le puede pasar a una Friki de Shakira, es que su padre se entere antes que ella de que la cantante colombiana ha publicado por fin el último videoclip de su álbum Fijación Oral: Las de la Intuición.

Desde que escuché por primera vez esta canción, hace ya dos años, me encantó, y esperaba secretamente que algún día se hiciese un clip. Pues bien, deseo cumplido. Como la mayoría de los vídeos de Shakira, me he sorprendido, tanto por su imagen, ya que aparece con una peluca morada; como por la escenografía, puesto que parece ser que se basó en unas fotografías del artista Helmut Newton para su clip.

El Resultado: Ultrasexy.








PD: Dedicado a Tamaruca y sus instintos :P

PD: ¡Qué paséis un buen fin de semana!

Red Shoes

Siempre me han gustado. Supongo que desde que ví "El mago de Oz" cuando era una cría, los zapatos mágicos de Judy Garland me fascinaron y, a raíz de que las bailarinas se pusieran de moda, mi mayor afán era comparme unas de ese color. Al final lo he conseguido, y estoy más feliz... Que un niño con zapatos nuevos :P

Según una teoría de Freud, los zapatos rojos simbolizan el deseo sexual, pero para mí es simplemente una cuestión de gustos.

¿Y vosotr@s? ¿De qué color lleváis los zapatos?



There´s no place like home...



Dulce Locura







Curioso

No deja de parecer curioso que Dulce Locura comience la semana
(y termine, si todo va bien)

en un barrio llamado
Delicias...


(devianART)



¿Casualidad?




Como todo lo importante, ocurriste de repente

De: 892.56782
Enviado el: 25, April , 6:30:46 am


Asunto: (sin asunto)


Como todo lo importante, ocurriste de repente.



Estas eran las únicas palabras del correo electrónico que acababa de recibir. Sorprendida, me quedé mirando fijamente la pantalla. Lo primero que había hecho nada más llegar a trabajar (a parte de dejar mis cosas amontonadas sobre la mesa) era encender el ordenador. Demasiado temprano, pensé, aún estoy dormida... Pero no, había leído bien. La frase, que estaba en letra cursiva y en negrita, no dejaba lugar a dudas. De cualquiera manera, para mí no tenía ningún sentido, así que supuse que alguien del trabajo se había equivocado (tanto numerito en la dirección del correo interno liaba a cualquiera).

Dejé estos pensamientos de lado y comencé a trabajar. A primera hora tenía reunión con el jefe y los de marketing para últimar los detalles del lanzamiento y luego debía hacer unas llamadas para confirmar los clientes que acudirían a la fiesta de presentación del sábado por la noche. Generalmente le pasaba las llamadas a Iván, el relaciones públicas. Si le encontraba, porque a veces era imposible contactar con él: Siempre en reuniones o con el móvil pegado a la oreja. Por eso aquel día me sorprendió encontrarle sentado solo en su despacho. Estaba frente al ordenador y, cuando me vió entrar alzó la vista pero no me saludó. Rápidamente, le dejé una nota con los números de teléfono sobre su mesa, y me dí la vuelta dispuesta a irme sin hacer el más mínimo ruido. Cuando iba a salir por la puerta, me dijo:


- He oído que cuando lanzemos el producto, te marchas. -Me dijo con una media sonrisa-. Espero que te vaya bien en Londres.


- Así es -asentí-. Os echaré de menos.


Por una parte me daba pena, puesto que había pasado dos años de mi vida trabajando en ese producto y casi lo sentía como algo mío. Pero por otro lado, yo sabía que mis días en esta empresa estaban contados. Me habían contratado para poner en marcha el proyecto, y cuando el proceso finalizara, lo haría también mi contrato. También es cierto que hacía un mes había recibido una oferta de una empresa multinacional, y después de mucho pensarlo, había aceptado. Me tomaría unas vacaciones al finalizar el lanzamiento y después haría las maletas y me marcharía. Total, ya no había nada que me retuviera en Madrid. Mi familia vivía lejos, mis amigos habían hecho su vida y yo no tenía pareja que me atara a esta ciudad.

Pero, curiosamente, en las últimas semanas algo había cambiado. Quizá fuera la complicidad que tenía con los compañeros o que yo me sentía algo triste por mi partida. Y luego estaba Iván. Sí, estoy enamorada de Iván, pero es inalcanzable para mí. Me lo repetía todos los días, como un Mantra. No es que hubiera sido amor a primera vista, pero cualquier mujer en su sano juicio estaría loca por él. De echo todo el personal femenino de la oficina lo estaba. Era el hombre perfecto: Guapo, trabajador, encantador y sin novias conocidas (aunque siempre había rumores). Era... Magnético. Irradiaba algo que no sé como definir.
Es cierto, él también había sido uno de mis condicionantes para aceptar el puesto de Londres. No iba a permitir que un enamoramiento pasajero diera al traste con mi futuro profesional y tampoco quería sufrir más, puesto que estos últimos días se me estaban haciendo insoportables con la presencia de Iván. No, definitivamente irme era lo mejor.



La noche de la fiesta fue fabulosa. El producto encandiló y los clientes nos mostraron sus felicitaciones. Acto seguido mis compañeros me desearon suerte en mi nuevo trabajo y después todo el mundo se dedicó a lo que llevaba deseando hacer desde que había llegado: Beber. Poco a poco me despedidí de mis compañeros y cuando la emoción (y alguna copa de más) habían podido conmigo, decidí acercarme a Iván. Al fin y al cabo habíamos sido compañeros durante dos años.

-Adiós Iván.

-No digas Adiós, sino Hasta Luego -Me sonrió con esa sonrisa suya tan típica, tan familiar.

-De acuerdo, hasta luego -Sonreí. De repente, Iván cogió su americana- ¿Tú también te vas?

-Sí, tengo que ir a mi despacho. Ya sabes, nunca descanso... -me miró. Tenía los ojos rojos, evidentemente el champán estaba afectándonos a todos.-. Cuidate. ¡Y mucha suerte!

-Igualmente. Muchas Gracias. -dije con un hilo de voz.


Cuando llegué a casa, a pesar de que me había hecho la fuerte, me invadió la soledad. No pude evitar encender el ordenador para ver por última vez el correo del trabajo (cerrarían la cuenta al día siguiente) y recordar lo que habían sido esos dos años. Mi corazón se aceleró al ver un sobre parpadeante en el extremo superior de la pantalla.

De: 892.56782

Enviado el: 30, April, 3:45 am

Asunto: (sin asunto)


Como todo lo importante, ocurriste de repente, sin avisar. Llegaste como un soplo de aire fresco, como las lluvias de abril. Y nada pude hacer. Cuando quise darme cuenta, ya me tenías preso. Me había enamorado de tí sin apenas conocerte. ¡Menuda locura!
Ahora mismo me pregunto qué hago escribiendo un correo a una cuenta que no vas a volver a utilizar. Soy un maldito cobarde. Nunca me he atrevido a confesarte mis sentimientos en estos dos años que hemos trabajado juntos. He sido un imbécil y ahora te he perdido para siempre.

Iván



Todos los sentimientos acumulados durante dos años se juntaron y salieron al exterior en forma de lágrimas. Mi cabeza era un torbellino de sentimientos. O ahora o nunca. Así que cogí el móvil y marqué su número.





Más y mejores historias en... Cuentacuentos


Ðũļċe Ŀōςϋra